5 ideas para montarte un spa en casa

¿A quién no le apetece un completo plan de spa, con masaje corporal y tratamiento facial incluidos? Sin embargo, un día de spa no siempre está dentro del presupuesto (al menos, con la frecuencia que nos gustaría). Por eso, hoy te proponemos cinco formas de recrear en casa una experiencia spa. ¿Te animas?

  • Antes de nada, busca la tranquilidad, como si estuvieras en un spa. Nada de móvil (para evitar tentaciones, déjalo en otra habitación), pon un poco de música tranquila y relajada (a ser posible, algo que no te sepas y no vayas a ponerte a cantar), unas velas aromáticas y cierra la puerta. Es tu momento de relax.
  • Prepara el baño con agua caliente (no demasiado) y sales, que te ayudarán a descongestionar los músculos, activar la circulación, detoxificar la piel y relajarte. Puedes completarlo con una bomba efervescente de baño, que además de relajar profundamente y desprender aromas deliciosos produce un cosquilleo en la piel muy agradable. Una vez tumbada y relajada, coloca sobre los ojos unas bolsitas de manzanilla que previamente hayas dejado in fusionar y metido en la nevera. Relajarán profundamente los ojos y combatirán bolsas, rojeces y la mirada cansada.
  • Frota todo el cuerpo con ayuda de un cepillo de baño o una esponja de lufa, para exfoliarla en profundidad y revelar una piel suave y renovada. No es lo mismo que un peeling en el spa, pero servirá.
  • A la hora de salir de la bañera, envuélvete en una toalla o un albornoz mullido, y sécate lentamente y sin frotar, con pequeños toques, dejando que el tejido absorba la humedad del cuerpo sin agredir la piel, y aplícate un hidratante, por una vez, sin prisa, recreándote en el masaje a la hora de extenderlo. Elige la textura que más te guste, y que no suelas utilizar: un bálsamo untuoso o un aceite son buenas opciones.
  • Al terminar, tómate un vaso de agua con frutas que hayas preparado antes y guardado en la nevera para que esté bien fría: un pequeño lujo muy fácil de hacer. Tan solo tienes que cortar en finas rodajas lima, pepino y fresas y ponerlas en una jarra de agua. Para que el agua coja bien el sabor, deja que repose durante varias horas.
15 Votos
  • Compartir esta página:
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg

Comentarios cerrados