10 rutinas para una piel perfecta… hoy y mañana

19Establecer buenos hábitos es positivo para todo… especialmente para la piel. Un órgano que no solo tiene memoria, sino que, además, es rencoroso. Cada pequeña negligencia que cometes con ella, directa o indirectamente, pasa factura. Y como la venganza se sirve fría, no suele hacerlo inmediatamente, sino que espera un tiempo. No desmaquillarte debidamente, no utilizar los productos adecuados, no protegerte del sol, no dormir las horas que necesitas (y que necesita tu piel), no llevar una alimentación sana o estar sometida a mucho estrés son solo algunos de los factores que te harán lamentarte en el futuro. Hoy en Beautyetc te damos las diez rutinas de belleza para que luzcas tu mejor piel… no solo hoy, sino dentro de veinte años, y que son aplicables a cualquier edad.

  1. Limpiar la piel siempre, mañana y noche. Sin excusas. La mantendrás en perfecto estado, libre de impurezas, y mucho más receptiva a cualquier tratamiento. De nada sirve utilizar cosméticos maravillosos si los aplicas sobre una capa de impurezas que no deja que penetren. Nunca, bajo ningún concepto, te acuestes sin desmaquillar. En los casos de urgencia, utiliza al menos toallitas desmaquillantes.
  2. Utilizar protección solar todo el año. No solo es básico para no quemarte en verano, sino para prevenir el envejecimiento prematuro, la aparición de manchas y lesiones más graves, como el cáncer de piel.
  3. Hidratar mucho, por dentro y por fuera. Utiliza una crema que le aporte a tu piel toda la hidratación que necesita, y bebe mucha agua.
  4. Conocer (y satisfacer) las necesidades de tu piel. Utiliza siempre los productos adecuados a tu tipo de piel, no los que te seduzcan por su publicidad, o los que te regalen. Básico.
  5. Utilizar un sérum. Si el sérum no forma parte de tu ritual diario de cuidado de la piel, estás pasando por alto un paso básico. Los sérums aportan dosis muy concentradas de ingredientes activos que penetran más en la piel que la crema, atacando directamente al problema, sea cual sea: signos de la edad, deshidratación, manchas… Por supuesto, elígelo siempre en función de tu tipo de piel y tus necesidades.
  6. Prevenir los signos de la edad: empezamos a  envejecer desde el momento en que nacemos… y a partir de la veintena, poco a poco, se empieza a notar en la piel, cada vez más. Dale a tu piel lo que necesita en cada momento, y actúa antes de que sea tarde y tengas que recurrir a medidas más drásticas.
  7. Al menos una vez a la semana, dale a tu piel un plus de tratamiento. Exfoliar y aplicar una mascarilla adecuada a sus necesidades es básico para mantenerla en forma.
  8. Evita los tóxicos en la medida de lo posible: tabaco, alcohol, alimentos procesados… No se trata de estar siempre a dieta, sino de cuidar un poco tus hábitos.
  9. Descansa. Dormir no solo es necesario para que la cabeza funcione correctamente, sino para que lo haga todo el cuerpo, también la piel, que activa, mientras duermes, sus propios mecanismos de reparación y regeneración. Un consejo: dormir con un humidificador te ayudará a combatir la sequedad de la piel y las toxinas que pueda haber en el ambiente… y a respirar mejor.
  10. Come sano y variado, asegurándote de que le aportas a tu organismo todos los nutrientes que necesita.
15 Votos
  • Compartir esta página:
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg

Comentarios cerrados